1.- La gastronomía segoviana. Capítulo aparte merecen otros muchos monumentos, itinerarios, museos y salas de exposiciones de la ciudad (será en otra ocasión), por eso nuestra última recomendación se centra en nuestra gastronomía. Mejor dicho, en los productos que han contribuido a su desarrollo. Segovia es sinónimo de cochinillo, pero también de legumbres, productos de la

SUBIR